viernes, 2 de diciembre de 2016

El hándicap de la vida. Rudyard Kipling (1865-1936)



"Dios ha hecho munchas mentes, pero hay un único  corazón en el mundo"
                                                                                                 Gobinda Sadhu




En India septentrional se alza un monasterio conocido bajo el nombre de Chubára de Dhunni Bhagat. Nadie recordaba quién ni qué había sido Dhunni Bhagat. Ese hombre había vivido su vida, había hecho algun dinero y lo había gastado todo, como cualquier buen hindú ha de hacer, en una obra piadosa: el Chubára. Estaba lleno de celdas de ladrillo, pintadas con amenas figuras de dioses, reyes y elefantes; allí los sacerdotes cansados podían sentarse a meditar sobre...(Pág. 11)




Antes de mi primavera
tuve riqueza de otoño;
antes que el tiempo llegara,
lució su grano mi campo,
brindó el año sus secretos
a mi insistente requiebro.
Hoy, forzada, desflorada,
cada estación yace enferma
entre las sombras del medro
que va hasta la decadencia.
Yo vi la puesta de sol
cuando otros vieron el día,
yo, que en exceso conozco
eso que ignorar debía.
                                              Aguas amargas
 




Rojas son nuestras caras y plomo es el cielo,
de par en par las puertas del infierno,
y sus vientos furiosos están sueltos;
sube el polvo a la faz del firmamento
y bajan las nubes, sudario ardiendo,
peso al subir y duras al posarse.
El alma humana pierde su alimento,
lejos de la pequeñez y el esfuerzo,
dolido el corazón, enfermo el cuerpo,
como polvo de un sudario se hecha al vuelo
el alma, que se aparta de su carne,
como el cuerno de cólera, en su estruendo.
                                                                  Himalayo


Cuatro hombres, cada uno con derecho "a la vida, a la libertad y a la conquista del bienestar", jugaban...(Pág. 53)
 

  




Autor: Rudyard Kipling
Título original: Life's handicap
Traducción: Ana Poljak
Ediciones Siruela, S.A.
Nº de páginas: 270



sábado, 26 de noviembre de 2016

El Egipto de los magos. Rudyard Kipling (1865-1936)




 Pero no compré nada.La ciudad me cubrió con un tesoro mayor que el que podía llevarme. Aquel tesoro salía de oscuras callejuelas en camellos rojizos cargados de cacharros o en burritos apresurados medio sepultados debajo de sacos de trébol recién cortado; estaba en las manos exquisitamente modeladas de los niños que corrían de la cantina a casa con la comida vespertina, apretando la barbilla contra el borde de la bandeja...(pág. 67)



 Autor: Rudyard Kipling
Título original: Egypt of the magicians, 1914
Introducción y traducción: Emili Olcina
Laertes S.A. de Ediciones
Edición 2011
Nº de páginas: 160



Aquel que murió en viernes
 se acabó para siempre.
 Pues la vida es vapor.
Porque la carne es hierba.
Pues la vida es ceniza.
Porque la carne es barro.
Más la hierba vuelve como res.
Y la nube vuelve como lluvia.
Con ceniza se repara una senda,
y con barro se tapona una grieta.
¿Por qué razón, entonces,
él y Faraón no han de volver?

Estos versos fueron posteriormente integrados a un poema más extenso. El primer verso está tomado e Shakespeare, Enrique IV, actoV, escenaI, última entrada (Falstaff).




 (...) Me enseñó un pequeño prospecto seductor. Lo que es yo preferiría dejar en paz el ajuar funerario de un hombre, especialmente si se fue a la tumba creyendo que las baratijas garantizaban su salvación. Tenemos, claro, el argumento inverso, esgrimido por los escépticos: que el egipcio hacía descaradamente propaganda de sí mismo y nada lo complacería más que la idea de ser examinado y admirado al cabo de tantos siglos. Con todo, puede que uno esté perpetrando un robo contra un alma menguante que noveía las cosas bajo esa luz...(Pág. 91-92)

-Vivimos junto al Río...una línea sin anchura ni grosor. Detrás tenemos el Desierto, al que nada afecta, al que nadie va hasta después de muerto. (Uno no malgasta la buena tierra de cultivo en cementerios.) Prácticamente, pues, nos movemos tan solo sobre dos dimensiones: corriente arriba y corriente abajo. Dejemos de lado el Desierto, al que no hacemos más caso del que hace a la muerte un hombre sano, y verás que no tenemos ninguna clase de telón de fondo. Nuestro mundo e una franja recta de tierra marrón o verde y, durante unos meses, una superficie de agua que refleja el cielo y lo borra todo...(Pág. 97)


    

martes, 22 de noviembre de 2016

Pablo Pérez Mínguez (1946-2012)



Los siete pecados sociales

Política sin principios
Riqueza sin trabajo
Placer sin conciencia
Conocimiento sin carácter
Comercio sin moralidad
Ciencia sin Humanidad
Culto sin sacrificio
(Citado por Mahatma Gandhi en "La joven india", 1925. 






El Bulevar Salvador Allende rinde homenje a Pablo Pérez Mínguez
 



En Alcobendas el espacio expositivo del Bulevar Salvador Allende rinde homenje a P.P.M., uno de los precursores de la moderna fotografía española y reconocido en 2006 con el Premio Nacional de Fotografía.
 







Iconos P.P.M. reúne 40 imágenes de una historia por las que a su autor le gustaría ser recordado. Una antología que abarca todos los estilos desarrollados en su amplia trayectoria iconográfica: retratos de la movida, detalles invisibles, mitologías modernas, estética mística y sus famosos fototextos.













 


Autor: J.M. Estrugo            
Título: El retorno a Sefard 
                         Cien años después de la inquisición
Prólogo: Gabriel Alomar           
Edición 1933

  

 
Nacho Martín Silva. Exposición "El gran estudio"


Centro de Arte Alcobendas









 

martes, 15 de noviembre de 2016

El juego favorito. Leonard Cohen (1934-2016)


Leonard Cohen

La adolescencia y la juventud de Lawrence Breavman, hijo único de una vieja familia judía de Montreal, están hechas de colores deslumbrantes y de repentinos momentos de zozobra y oscuridad. Atraviesa esa época de formación siempre un poco a destiempo, ligeramente desenfocado, acumulando sabiduría y desamparo. Su padre ha muerto y él no termina de entender bien cómo ni por qué; los juegos adultos del amor y la guerra, con sus infinitas posibilidades de fantasía y crueldad, lo excitan y lo turban; experimenta secretamente con el hipnotismo. Durante las noches se aventura en el riesgo con Krantz, su camarada y confidente.

Su vida cambia en la universidad, pero la intensidad con que vive no disminuye ni un instante. La ansiedad ni el deseo tampoco, como se hace evidente cuando huye a Nueva York. Y en rigor podría decirse su vida comienza allí, cuando conoce a Shell, una muchacha que le hace descubrir el amor y sus exigencias, los trabajos que la felicidad exige.


Autor: Leonard Cohen
Título original: The Favourite Game
Traducción al español: Agustín Pico Estrada
Edhesa Literaria: julio 2009
Nº de Páginas: 256



Así como la niebla no deja huella
en la colina verde oscuro
mi cuerpo no deja huella
en el tuyo, y nunca lo hará.

Cuando viento y cellisca se encuentran
¿qué queda por conservar?
Así, tú y yo nos encontramos,
después, nos damos la espalda y caemos dormidos.

Como tantas noches resisten
sin luna ni estrella alguna,
resistiremos nosotros
cuando uno de los dos se haya ido lejos.

 
 Breavman conoce una muchacha llamada Shell cuyas orejas fueron perforadas para permitirle usar largos aros filigranados. Las punciones se infectaron y ahora tiene una diminuta cicatriz en cada lóbulo. Él las descubrió detrás de su cabello.
  Una bala irrumpió en la carne del brazo de su padre cuando se alzaba para salir de una trinchera. Para un hombre que padece trombosis coronaria, es consolador llevar una herida producida en batalla.
  En la sien derecha, Breavman tiene una cicatriz que Krantz le otorgó con una pala. Problemas con un hombre de nieve. krantz quería usar escorias para los ojos. Breavman estaba, y sigue estando, contra el uso de materiales foráneos para la decoración de los hombres de nieve. Nada de bufandas de lana, gorros ni gafas. En la misma línea, no aprueba que se inserten zanahorias en las bocas de las calabazas talladas, ni que se les claven con alfileres orejas de pepino.
   Su madre considera que todo su cuerpo es una cicatriz crecida sobre una perfección anterior que busca en espejos, ventanas y tapacubos.
  Los niños muestran sus cicatrices como medallas. Los amantes las usan como secretos a revelar. Una cicatriz es lo que  ocurre cuando el mundo se hace carne.
  Exhibir una herida, las orgullosas cicatrices de un combate, es fácil. Mostrar un grano es difícil. (Pág. 13)
 

 


Alison Bechdel


























lunes, 14 de noviembre de 2016

El fantasma de Anya. Vera Brosgol



Autora: Vera Brosgol
Título original: "Anya's ghost"
Edición: Abril 2013
Norma Editorial
Nº de páginas 223




Vera Brosgol nació en Moscú, Rusia, pero ha vivido la mayor parte de su vida como estadounidense. recibió un diploma en Animación Clásica del Sheridan College y se pasa el día dibujando storyboards para películas y series de animación en Portland, Oregón.
Por las noches hace ilustraciones y cómics, algunos de ellos publicados en las antologías Flight. Esta es su primera novela grafica.


 


Anya tiene problemas, no es la chica más popular del instituto, su apellido ruso es impronunciable, le sobran unos kilitos, está colada por el capitán del equipo de baloncesto...

...y encima ahora ha caído en un agujero donde hay un esqueleto humano. ¡Que miedo!

pero en ese agujero conocerá a Emily, una niña fantasma que se convertirá en su mejor amiga y la ayudará a triunfar en el instituto.

claro que... los fantasmas tienen secretos, y el de Emily puede ser terrorífico...